Israel aprovecha impresionantes desiertos e inaugura la más grande planta de energía termosolar de su historia

Con la reciente inauguración de una gigantesca planta termosolar, Israel ha puesto en evidencia su talento en ciencia y tecnología de clase mundial.
NUEVAS TECNOLOGÍAS / ENERGIA LIMPIA XXI.
Israel hizo historia al cerrar el 2019 inaugurando la planta de energía termosolar más grande y moderna de la historia. La nueva planta garantiza el suministro de energía limpia para 70 mil hogares tanto de día como incluso por la noche.
El proyecto fue posible gracias a una triple alianza entre las Negev Energy, TSK y Noy Fund, contando con una inversión 1.1 mil millones de dólares y generando 121 megavatios de potencia. Datos de Energía Limpia XXI destacan que Israel avanza a paso firme en el tema de energías renovables y proyecta alcanzar en los próximos meses al menos un 10% de producción eléctrica a partir de fuentes renovables.
El proyecto tiene en sus temas de mayor relevancia la instalación de la torre termosolar más grande del mundo con un sistema de última generación que garantiza un mayor aprovechamiento de los rayos solares.
Cabe destacar que Israel también ha llevado a nuevos niveles el uso de tecnología solar en consumo doméstico y se esta promoviendo el uso de transporte colectivo eléctrico, menos ruidoso y contaminante
ISRAEL QUIERE QUE EN 10 AÑOS LA MITAD DE SU ENERGÍA SEA SOLAR
Dentro de una década, 43 por ciento de la electricidad de Israel podría ser solar, según un informe publicado a principios de este mes por el Ministerio de Protección Ambiental de Israel. Para 2030, esta capacidad podría alcanzarse únicamente con paneles solares instalados en edificios, invernaderos e infraestructura construida, sin invadir áreas y campos abiertos, según el informe. El objetivo actual del gobierno es que 17 por ciento de la electricidad del país se produzca con fuentes sustentables para 2030.
Los ministerios israelíes de Finanzas y Energía y la Autoridad de Servicios Públicos de Electricidad de Israel publicaron una licitación conjunta para la construcción y mantenimiento de una planta de energía solar de 300 megavatios, que se convertirá en el mayor productor de energía solar del país. La planta, cuya finalización está prevista para el año 2023, se construirá en un área de 3 kilómetros cuadrados cerca de la ciudad de Dimona, en el sur de Israel.
Para 2050, Israel podrá producir 80 por ciento de su electricidad utilizando sólo paneles solares, lo que le permitirá reducir drásticamente sus emisiones, según el Ministerio de Protección del Medio Ambiente.
En 2009, Israel se fijó como meta un 5 por ciento de electricidad verde para 2014 y un 10 por ciento para 2020. En mayo de 2019, estaba increíblemente atrasado en su objetivo, apenas alcanzando el 6,5 por ciento. En una entrevista con Calcalist en julio, Christiana Figueres, ex secretaria ejecutiva de la Convención Marco de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático (CMNUCC), dijo que Israel tiene la capacidad de producir 100 por ciento de su propia electricidad a partir de fuentes sostenibles y calificó de “suicida” la dependencia del país de los combustibles fósiles.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.