Israel permite la asistencia de judíos de la diáspora a bodas y bar mitzvas

Las nuevas regulaciones anunciadas el lunes por la Autoridad de Población e Inmigración ampliaron significativamente las circunstancias en las que los no ciudadanos pueden entrar en Israel para asistir a un evento de un ser querido, incluyendo bodas, nacimientos, bar y bat mitzvas.

Las fronteras israelíes han estado cerradas a los extranjeros durante meses en un esfuerzo por contener la propagación del coronavirus. Hasta hoy solo los familiares directos de un fallecido podían entrar en el país para asistir al entierro o a los parientes en primer grado y a los abuelos de las personas que se casaban.

Como informó el periódico hebreo Makor Rishon, con las nuevas directrices, los cónyuges e hijos de los parientes menores de un año también están incluidos en la lista. También se permitirá la entrada del futuro cónyuge extranjero de un ciudadano israelí o residente permanente, así como de su familia inmediata.

Además, los parientes inmediatos, sus cónyuges e hijos, así como los abuelos, podrán asistir a los bar o bat mitzvahs de los ciudadanos israelíes. Los padres de ciudadanas israelíes que se espera que den a luz dentro de un mes o que dieron a luz en el mes anterior también se les permitirá entrar en el país.

El anuncio de las nuevas medidas sobre los nacimientos fue anticipado por la mañana por MK Michal Cotler Wunsh.

“Esperando a mamá y papá olim, este mensaje es para ustedes”, mencionó Wunsh, quien creció en Canadá, en un video de Facebook. “La Autoridad de Inmigración ha revisado los criterios y los ha cambiado, para que todos tus padres puedan venir y estar contigo, cuando tengas esos increíbles bebés que vas a dar a luz”.

Todos los que deseen viajar a Israel en esas circunstancias especiales deben solicitar un permiso especial en el consulado israelí local y deben comprometerse a permanecer en cuarentena durante 14 días en un lugar adecuado. No se les permitirá salir del país antes de que termine el período de aislamiento.

Además, según Makor Rishon, necesitarán mostrar prueba de seguro médico, incluyendo la cobertura de la COVID-19.

Sin el permiso, no se les permitirá subir al avión.

Por el momento, la prohibición de entrada de extranjeros a Israel está programada para durar al menos hasta el primero de agosto. 

Noticias de Israel.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.