Cuando la pareja se separa y los hijos son rehenes

Por la Lic. Silvia Vajnenko

La separación de una pareja puede generar la captura de los hijos por parte de un progenitor, se llega a robar a un hijo con motivos diversos y mentirosos.

En los juzgados se requiere evaluar si el padre afectado tiene la capacidad de ejercer el rol paterno. Esto lo pide el progenitor secuestrador.

Porque además el alienador indica que el hijo no quiere ver a su padre.

A esta situación se le llama Síndrome de Alienación Parental.

Si bien no todos están de acuerdo con esta denominación , la cuestión es que esta apropiación del hijo existe, la víctima es el padre y el hijo que sufre un ” lavado de cerebro”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.