“En el momento de cierre de listas, la política se desconecta de los temas que le importan a la gente”

Dialogamos con el psicólogo, consultor y analista político Gabriel Slavinsky, acerca de porqué los outsiders corren con ventaja en la política.

Los outsiders se definen como personas que vienen de afuera del ámbito político, se presentan como nuevos y habitualmente con un mensaje de “cambio” ante la ciudadanía. Nunca fueron candidatos, jamás transitaron la esfera pública, ni ocuparon un cargo.

“La ciudadanía está cansada, hastiada de las políticas que no funcionaron, más allá de los partidos tradicionales y de quién gobierne”, dijo Slavinsky.

Los ejemplos argentinos

En Argentina tenemos un trío asiduamente nombrado: Daniel Scioli, a partir del éxito deportivo en la motonáutica, “Palito” Ortega, cantante y actor muy famoso, dotado de un enorme carisma popular, y Carlos Reutemann, a partir de la admiración por ser un gran piloto de Fórmula 1

Se suman a la lista Mauricio Macri, Nacha Guevara, De Narváez Luis Brandoni, Nito Artaza, Amalia Granata, Miguel del Sel, Carolina Píparo, Diego Valenzuela, Waldo Wolff, Héctor Baldassi, Débora Pérez Volpin, Gisella Marziota y Carolina Losada.

Los ejemplos en el mundo

Ronald Reagan utilizó sus dotes actorales en beneficio de la campaña electoral. Fox en México fue presidente trayendo consigo parte de su prestigio corporativo. Trump se presentó como un millonario rebelde antisistema.

Pero la lista es realmente larga: actores como Arnold Schwarzenegger, Clint Eastwood y Gina Lollobrigida. Los premios Nobel de Literatura Mario Vargas Llosa y José Saramago. Los futbolistas Cuauhtémoc Blanco, George Weah, Bebeto o Shevchenko. Los boxeadores Vitali Klitschko y Manny Pacquiao y el tenista Marat Safin

Indicó que “el PRO con las pocas figuras conocidas tiene que encontrarle la vuelta a los cargos que tienen que disputar. El contrato inicial de Juntos por el Cambio era que el PRO aportaba las figuras, la UCR la estructura y el ARI la transparencia, y  lo que termina sucediendo es que la UCR va encontrando figuras como Manes o Lusteau o gobernadores importantes, y termina no necesitando del aporte del PRO salvo que se produzcan algunas victorias importantes. En ese sentido el PRO tiene que mover algunas figuras para preservar el equipo”.

 

Escuche la nota completa.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.