Knoblovits: “Si no hay juicio ¿cómo sabés que no hay delito?”

Jorge Knoblovits

Han sido sobreseídos aquellos que fueron denunciados por el fiscal Nisman, en la tradición judía se recuerdan todos cuando Caín mató a Abel. El texto dice las sangres de tu hermano claman a mí desde la tierra.

Yo creo que las sangres, tanto del fiscal Nisman como de Pepe Eliaschev y tantos otros, claman desde la tierra cuando simplemente, llegar a la instancia que correspondía, el Juicio Oral en esta Argentina tan tan atípica no es posible por lo menos hasta ahora, veremos qué es lo que de aquí en más acontece y vamos a preguntarle aquellos que tienen responsabilidad sobre esta causa cuáles son los pasos que vienen. Para. esto dialogamos con Jorge Knoblovits.

-Mi conclusión como la de los oyentes y todos los argentinos es muy sencilla y elemental: Si no hay juicio, como sabes, que no hay delito?. No está dado qué determina que seas culpable o inocente per se, pero lo que sí, se da en estas situaciones es que las preguntas son las que te ayudan a pensar si hubo o no hubo delito.

Y quiero recordar lo que me pasó a mí, a Waldo Wolf y a Julio Schlosser  cuando aquella mañana nos citó el juez Rafecas. Podemos hablar, en aquella oportunidad para desestimar la denuncia que había formulado el fiscal Nisman en ese momento ya asesinado.

Delante nuestro, sin proveer investigación a las cincuenta medidas de prueba que había decidido realizar el fiscal Policita In dimine y sin más, rechazó la acusación y la pregunta que le formulamos en ese momento era: Por qué tiene que ser al solo criterio de la mente de un juez sin prueba alguna desestimar una acción judicial importantísima, con muertos, atentados, terrorismo internacional, familiares con sillas vacías y que no siga la justicia transitando una argentina sin justicia, sin veracidad, sin imputados encarcelados amparados por la justicia argentina. Así que nosotros tenemos que leer los fundamentos del fallo. Tenemos que analizar, junto con esta comisión directiva, las instituciones y por supuesto, con los familiares

La respuesta del Juez Rafecas a esa pregunta fue que: Él la leyó que no encontraba sustento a la denuncia. Es decir, confirmó lo que yo estaba diciendo, que era su solo su criterio, su solo pensamiento, su sola impresión la que decidía si había o no había delito o si la denuncia había prosperado.

Decidir que se investigue “no es decidir que hay culpables”. Es decidir que se investigue para ver si hay delito. Eso es posterior, pero todo depende de la prueba, porque es difícil tener jueces en Argentina o en el mundo que también merezcan ser juzgados, como dice nuestra tradición.

Lo que no está previsto en el código es la audiencia preliminar que se sostuvo antes de esta decisión. Todos los miércoles durante más de un mes y medio se reunía el tribunal para escuchar los imputados. Y eso no estaba previsto específicamente en el código. No está previsto de ninguna manera el código, porque ahí se trataban las nulidades pedidas por los imputados.  Estaban las nulidades fundadas en las visitas del Juez Borinsky  y por el Juez Hornos al expresidente Mauricio Macri como si ya fuese probado que iban a hablar de causas judiciales y no de otros temas que nada tenían que ver.  Borinsky era Presidente de la Comisión de Reforma Penal o el Juez Hornos que era el Presidente de la comisión de cárceles, etcétera. Así que esa audiencia no estaba prevista.

Yo la pregunta que me hago es por qué se llegó hasta acá después de tantos años para llegar a una conclusión que necesariamente debía haberse llegado después de haberse probado o no probado qué sostenía la denuncia del fiscal Nisman.

Pero también me pregunto por qué llegamos hasta acá hace veintisiete años, porque, mientras tanto, vemos las causas. Hoy la estamos tratando, pero hace seis meses hablamos también del sobreseimiento de Telleldín que no es un tema menor, cuando hace tantos años en la causa de encubrimiento que implicaba a un ex presidente de DAIA, un ex presidente de la República y tantos otros.

Todo esto sucede porque hace veintisiete años en la causa más importante de República Argentina no hay justicia.

Escuche la nota completa que el Director Miguel Steuermann le hace al Presidente de DAIA Jorge Knoblovits

 

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.