La pareja israelí acusada de espionaje en Turquía fue liberada

El drama en Estambul terminó después de nueve días: el primer ministro Naftali Bennett y el canciller Yair Lapid anunciaron que y Mordi y Natalie Oknin, quienes fueron arrestados en Turquía  después de fotografiarse al frente del palacio del presidente Erdogan, han sido puestos en libertad. Esta mañana, aterrizaron en Israel y abrazaron a su familia. Hoy, Bennett hablará por primera vez con el presidente turco, Recep Tayyip Erdogan sobre el tema.

“Agradecemos al presidente, al primer ministro, Yair Lapid, a todos los miembros del Ministerio de Relaciones Exteriores ya todo el pueblo de Israel”, dijo la pareja al regresar a Israel. En su casa en Modi’in, donde los miembros de la familia los esperaban, hubo mucha alegría cuando se anunció que aterrizarían en el aeropuerto Ben Gurión.

Su hija Shiraz declaró: “Quiero darles las gracias a todos. Mis padres han vuelto y no hay nada más feliz que eso. Todavía estamos emocionados. Estoy en las nubes de una manera indescriptible. Quiero darles las gracias a todo el país, a todos los mensajes, a todo el apoyo, al gobierno, al Primer Ministro que no nos dejó ni un momento, al Ministro de Relaciones Exteriores Lapid, a ustedes los medios de comunicación, por mi increíble familia. Por la sonrisa de Ofek mi hermano, que ve a mamá y papá finalmente después de dos semanas. También queremos agradecer a los turcos por estar realmente detrás de nosotros y entendieron que necesitan estar aquí con nosotros en casa. Necesitaremos mucho más tiempo para digerir lo que pasó aquí “.

En su anuncio, Bennett y Lapid agradecieron al presidente turco Recep Tayyip Erdogan y a su gobierno por la cooperación. Los dos fueron arrestados en Turquía bajo sospecha de espionaje político y militar, debido a una foto de la residencia presidencial.

El Primer Ministro y el Ministro de Relaciones Exteriores también agradecieron a la familia Oknin por “adherirse firmemente a la compleja situación y por la cooperación abierta y cálida con el Ministerio de Relaciones Exteriores”. La declaración del Canciller, también mencionó al presidente Yitzhak Herzog, quien trabajó para su regreso a casa.

Poco tiempo después, la Cancillería difundió la primera foto de la pareja luego de ser liberada de la detención, junto con los funcionarios de la Cancillería. Rina Dejersey-Dvir, jefa de la división consular y Haim Levy, jefe de la división interna de recursos humanos.

La liberación de la pareja Oknin fue posible gracias a contactos realizados en dos ejes paralelos: el Mossad y el Ministerio de Relaciones Exteriores. Israel no estaba obligado a dar nada a cambio. Pero se estima que tras el gesto turco, también habrá un gesto israelí. Es probable que en un futuro próximo también haya conversaciones entre los líderes de los dos países en las que agradecerán a Erdogan la decisión turca de liberar a la pareja Oknin.

La operación para liberarlos se llevó a cabo en secreto. Muchas de las partes involucradas no fueron actualizadas sobre el desarrollo de la operación hasta el momento en que la pareja abordó el avión del Departamento de Estado.

El canciller Lapid informó a los familiares de su liberación ya en la tarde de ayer a las 4:40 p.m. Se estimó que si se publicaba antes, la pareja no abordaría el vuelo. Al mismo tiempo, unas horas más tarde y en coordinación, fue liberada una grabación de Natalie en la prisión, en lo que pareció ser un acto de distracción para asegurar la liberación de los dos. “Soy fuerte, si tú eres fuerte”, se escucha a Natalie en una conversación con sus dos hijas Shiraz y Shoval, una de las cuales le responde: “Mamá, somos fuertes para ti”.

En la conversación, las niñas prometieron que “se está haciendo todo lo posible para sacar” a su madre de la prisión turca, y uno de los familiares enfatizó a Oknin que las más altas esferas del país están involucradas en conversaciones para liberar a la pareja, y que tanto Bennett como el presidente Herzog hablaron con la familia. La pareja mantuvo todo en completo secreto. Los dos fueron liberados de la prisión en las primeras horas de la noche y entregados al consulado y a funcionarios del Departamento de Estado.

Esta mañana, Bennett y Lapid hablaron con miembros de la familia Oknin. “Shiraz, buenos días. Es bueno hablar contigo de nuevo”, le dijo Bennett a la hija de Natalie. “Verás, te dije que lo hacíamos de todo, y de verdad lo hicimos todo. Fuiste una gran compañera. La contención de la familia fue muy esencial estos días. Dale un abrazo en mi nombre al pequeño Ofek. Aquí, mamá y papá están volviendo a casa. Espero que tengan días tranquilos ahora. Me alegro de que estén de vuelta con ustedes “.

El presidente Yitzhak Herzog tuiteó: “Bienvenidos de nuevo a Israel. Natalie y Mordi, que bueno que llegaron a casa. Un cálido abrazo para usted y su familia.

Sivan Gobrin desde Israel

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.